lunes, 29 de abril de 2013

Prioridades del Gobierno de Canarias

A veces uno se plantea por qué la vida política se aleja tanto de las necesidades reales del ciudadano de a pie y por qué cuando el político se acostumbra a vivir de la política, deja de pensar en las personas para pensar en sí mismo y / o en su partido político.

Hace años que la isla de Tenerife tiene en punto muerto dos hospitales: el del Norte y el del Sur, habiéndose gastado en su construcción quién sabe cuanto dinero, pero tales hospitales, a día de hoy, no están en funcionamiento. Peor aún, los hospitales que sí existen han visto reducida su actividad al 65%, cerrándose quirófanos por las tardes y aumentando las listas de espera.

Otra inversión millonaria que aún está inacabada e inutilizable es el famoso y cacareado "anillo insular": la unión de las autopistas Norte y Sur por la zona Oeste de la isla, cuyas obras comenzaron en 2006 y se encuentran paralizadas por falta de fondos. Hay quien dice que se podría financiar con un peaje...

Hay sitio para más obras polémicas como la que el Gobierno canario quiere sacar adelante, o al menos empezarla y ya veremos hasta donde llega el presupuesto: la construcción de un línea de tren en el Norte y otra en el Sur.

Pues no, nada de esto se hace o se termina. Hay otras prioridades en estas islas, como la creación en su día de una Televisión Autonómica Canaria, deficitaria económicamente y de dudoso interés, que además se utiliza por el Gobierno de Canarias para mediatizar al pueblo y hacerse propaganda. O peor aún, montar una Policía Canaria improvisada, sin orden ni concierto, con apenas 100 efectivos de los 1.700 prometidos por Paulino Rivero (la Ertzantza en el País Vasco tiene 8.000 agentes; los Mossos d`Esquadra en Cataluña 21.000...), con unas competencias que ni sus propios agentes parecen tener claras, aparte de la vigilancia de órganos, edificios y dependencias de la Comunidad. El resto de competencias las comparten con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

Lo peor de todo, es que la Policía Canaria acumula un escándalo tras otro: denuncias de unos agentes contra otros, "mobbing", presuntas detenciones ilegales y presuntos abusos en el cobro de multas (parece que cobraban de más), siendo detenidos 10 agentes en enero de este año y puestos en libertad con cargos. Otra perla de este cuerpo policial ha sido retuitear en su cuenta oficial de Twitter a la cuenta de Coalición Canaria cuando un diputado de este partido replicaba a otro del PP.

Así que aquí estamos, con un Gobierno canario que busca quién sabe qué, quién sabe dónde. Escandaloso.

No hay comentarios: