miércoles, 31 de diciembre de 2014

Canaryfly

Corría el año 2008 cuando una aerolínea 100% canaria comenzaba a operar desde Gran Canaria hacia Marruecos y Mauritania. Cuatro años después, aprovechando la quiebra de otra aerolínea (Islas Airways), comienza a cubrir rutas entre las islas. La primera de ellas conectó Gran Canaria con la Gomera durante el verano de 2012 y en diciembre de ese año abría rutas con Lanzarote y Fuerteventura. Actualmente se encuentra presente también en Tenerife y La Palma.

Su crecimiento es lento pero constante, pasando de 56 vuelos interinsulares semanales a un total de 200 en dos años. Su cuota de mercado actual es de poco más del 5% pero su presencia en las islas ha contribuido a frenar los precios abusivos que su competidor, Binter, impuso durante los meses que operó sin rival por el cierre de Islas Airways. Sin embargo, Canaryfly aún está lejos de alcanzar la cuota que mantenía Islas (20%) y a años luz de Binter, que actualmente posee el 95% del mercado.

Para el año 2015 planean aumentar de 4 a 6 su flota de aviones, cuya edad media supera los 20 años de antigüedad, siendo éste uno de sus puntos débiles. Hay que tener en cuenta que la media de las flotas aéreas se sitúa actualmente en 11,3 años, siendo Ryanair, Air Europa y Qatar Airways las empresas que poseen flotas de aviones más jóvenes (5 años o menos de media). Tampoco ayuda a su expansión el hecho de que con cierta frecuencia se produzcan retrasos o el no poseer ningún programa de fidelización similar al de otras compañías (las tarjetas con las que los pasajeros frecuentes acumulan puntos, por ejemplo). 

Aún así, larga vida a la competencia.






No hay comentarios: